El tiempo en: Chiclana
Jueves 20/06/2024  

Chiclana

María Jiménez, eterna

“Si mi madre levantara la cabeza, estaría flipando”, reconoció su hijo, Alejandro Sancho, que agradeció el gesto al Ayuntamiento de Chiclana

Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai
  • El hijo y la hermana de María Jiménez, junto a Román y la delegada -

Hay momentos que son muy especiales. Instantes cargados de recuerdos, tristeza, alegría, reconocimiento... Y uno de esos momentos se vivió ayer, en torno a la figura de una artista y una mujer, María Jiménez, que fue un ejemplo de arte, vida, personalidad y lucha  tanto encima como fuera de los escenarios.  

 “Si mi madre  levantara la cabeza, estaría flipando”, señalaba su hijo, Alejandro Sancho, nada más descubrirse la extraordinaria escultura realizada por Antonio Vela; que, como dijo José María Román, “ha quedado incluso mejor de lo que, al principio, parecía que podía quedar”.    

“Cada vez que pase por aquí para hacer la compra voy a tener a mi madre. Yo no pienso en el turista que viene, sino en que tengo a mi madre aquí al lado de casa, por lo que me siento tan orgulloso como ella seguramente se sentiría por tener aquí una estatua”, añadía, visiblemente emocionado y agradecido, Alejandro.      

“En 1989”, recordaba, “llegó mi madre a Chiclana y en ese momento el lema era ‘Chiclana te deja vivir’. Y, precisamente Chiclana, era su retiro, ese novio que nunca le abandonaba”.    

Y es que, como recordaba el alcalde, “María Jiménez, se llevó 35 años viviendo en San Andrés Golf y 50 años triunfando en la música”.      

“Ahora”, subrayaba José María Román, “María Jiménez le dará la bienvenida a los visitantes que lleguen a Chiclana por la zona de La Loma.      Arropado por un gran número de fans de María Jiménez, Alejandro se dirigía a ellas, diciéndoles “vosotras veis a mi madre dentro de vosotras mismas”.    

“Hace cuatro años”, añadía el alcalde, “le dimos la Insignia de Oro, pero hoy era el día de dedicarle un espacio público a María”,  que agradecía a su hijo Alejandro y a su hermana Isabel su presencia.

Homenaje, en la glorieta de confluencia de la N-340 con la carretera de La Petit (Loma del Puerco), al que tampoco quiso faltar una de las personas más importantes para María Jiménez y que estuvo con ella hasta el final de sus días, su hermana Isabel.

“Ella”, recordaba, “siempre decía que vivía en Chiclana y aquí tenía su paraíso”.

“Agradecer al escultor la maravilla de escultura que ha realizado y al Ayuntamiento por elegir un sitio cercano a su casa para su instalación. Así, estará siempre con todos nosotros y podremos verla”, apuntaba una Isabel que, incluso, se animó a cantar uno de los temas más icónicos de su hermana.

Recordar que fue el Consejo Local de las Mujeres el que, con motivo de la celebración del 8M, aprobó meses atrás la propuesta para nombrar un espacio público con el nombre de María Jiménez, gracias a la fuerte vinculación que tenía la artista con nuestra ciudad, donde residía hasta su fallecimiento.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN