Quantcast
El tiempo en: Chiclana
Lunes 28/11/2022  

Chiclana

La Ciudad de las Estrellas, un lugar desde donde descubrir el cielo

‘La Ciudad de las estrellas’ de Virginia Sánchez ha recibido el sello de la Fundación Descubre por promover el turismo astronómico

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • La Chiclanera Virginia Sánchez inició su proyecto en 2001 para descubrir el mundo de la astronomía en La Casa de la Cultura
  • La chiclanera Virginia Sánchez inició su proyecto en 2001 para descubrir el mundo de la astronomía en la Casa de la Cultura
  • Ha sido reconocida a nivel andaluz y nacional por promotores de turismo astronómico y científico
  • Colaboran con distintas entidades y ONG para crear vocación científica

Desde pequeña se quedaba embobada mirando al cielo, una costumbre que heredó de su padre, el cual falleció cuando ella tenía tan solo tres años. Desde ese momento la chiclanera Virginia Sánchez se quedaba todas las noches observando las estrellas, las pintaba y dibujaba constelaciones. “Mi padre era submarinista, amaba el mar y el cielo, le dio tiempo a inculcarme ese amor. Cuando él falleció, mi madre me cuenta, que siempre lo buscaba en el universo. El me enseñó un mundo que me acompañaría el resto de mi vida. Hubiera sido alucinante contar con él en esta aventura”.

Un proyecto de vida, así define Virginia La Ciudad de las Estrellas, una aventura que surge hace más de 20 años en la Casa de la Cultura de Chiclana  con la exposición 2001, la odisea de la humanidad, y que recogía obras de artistas locales relacionadas con la astronomía y la carrera espacial, pero con el sello de la divulgadora científica y periodista Virginia Sánchez. “La fascinación por las estrellas, el universo y la carrera espacial, han sido temas muy recurrentes a lo largo de mi vida, durante mis años como periodista pude trabajar  temas de divulgación científica, pero en 2014 decidí dedicarme en exclusiva a este proyecto que comenzó en 2001. Durante todos estos años y de manera ininterrumpida continuamos renovando la exposición, pero mi sueño va más allá, materializar La Ciudad de las Estrellas en un lugar físico donde se pueda viajar por la astronomía, el espacio y la carrera espacial”.

Virginia sueña con que algún día su proyecto de vida esté situado en algún lugar de la provincia de Cádiz, más concretamente en su tierra natal. “Sería un sueño que pudiera ser en Chiclana. Con la conmemoración de la Circunnavegación de Magallanes y Elcano, hablándolo con otros compañeros periodistas, les decía que viendo la parte romántica que tuvo esta expedición, la de explorar el mundo y que partió de Sanlúcar, me encantaría que de la provincia de Cádiz partiese esta aventura espacial única en el mundo”.

La creadora de este ente, un lugar desde donde mirar al cielo, que auna exposiciones, actividades educativas de divulgación científica, observaciones, talleres de astronomía y astronáutica, entre otras, imaginaba cómo sería conocer las instalaciones de la NASA, lo consiguió, y también llegó a tomar café con Alan B.Shepard, comandante del Apolo 14, incluso logró que el astronauta español Miguel López-Alegría sea el padrino de La Ciudad de las Estrellas. “Siempre quise visitar las instalaciones de la NASA, en la expo de los 90, tuve oportunidad de estar en varias ocasiones en los diferentes centros de EEUU, a raíz de ahí  conseguí muchos contactos”, explica Virginia, quien luce orgullosa fotografías con Tom Jones, astronauta del Transbordador Espacial o con el astronauta español Pedro Duque.

La Ciudad de las Estrellas que engloba muchas cosas, además cuenta con ÍO, que además de ser un planetario portátil que mueven por todo Andalucía, también es el nombre de la marioneta con la que explica que todos somos uno en el universo a los más pequeños: “Ío es el nombre de una de las grandes lunas galileanas de Júpiter, también el nombre de nuestra marioneta con la que enseñamos a los niños la aventura del conocimiento”.

El espacio está de moda, y no solo porque cada vez esté más presente en las aulas, a través de proyectos educativos o se le haya dado un gran impulso a nivel curricular, también lo está gracias al turismo astronómico. “Siempre digo que si algún día desaparezco y me quieren encontrar, que me busquen en la Sierra de Grazalema, uno de los mejores lugares de la provincia desde el que observar las estrellas, un cielo impresionante. Aunque le tengo especial cariño al punto mágico del Templo de Hércules en Sancti Petri, allí desde hace ocho años, todos los veranos realizamos observaciones astronómicas urbanas, un lugar muy especial para hacer turismo astronómico”. Gracias a esta iniciativa, La Ciudad de las Estrellas ha sido recientemente galardonada con el sello de la Fundación Descubre a nivel andaluz y nacional, otorgado por promotores de turismo astronómico y científico, “un turismo complementario fantástico”, así lo define Virginia Sánchez. Las observaciones en Sancti Petri celebradas cada semana desde junio hasta septiembre han logrado reunir a medio centenar de apasionados por el cosmos cada semana. “Hay muchos factores para que el turismo astronómico esté en auge, todos nos sentimos atraídos por la curiosidad, nos encanta descubrir y conocer, si utilizamos la herramienta clave que funciona en nuestro país, el turismo, esto nos aporta el complemento ideal”.

Ahora que llega el invierno, sin dejar de lado las observaciones nocturnas, se prepara para realizar exposiciones y talleres. “Todo esto es un sueño que es posible gracias a la colaboración de Borja Iglesias, la Fundación Gómez Moreno y Ofipapel. En estos momentos también continuamos con otras colaboraciones y proyectos como la ONG Together International o con el Colegio Escuela Caserío Los mata, en el Salvador, para generar vocaciones científicas, nuestra verdadera pasión”.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN